PRESENTACIÓN

Escrito por carlaslifestyle 11-04-2018 en introducción. Comentarios (0)

El martes tuve la primera clase de Enseñanza de lenguas, cuyo porfe es el culpable de que yo haya creado este blog. Todo iba bien hasta que descubrí que lo que yo entendía como ser bilingüe resulta que ahora es mi “heritage language”, es decir, mi lengua heredada, un término muy trendy últimamente pero que a mi no me hace mucha gracia. Vaya chasco me he llevado. Yo que me consideraba bilingüe, ahora resulta que no lo soy. De todas maneras, yo seguiré diciendo que lo soy (que eso da caché). 


  


Por cierto, me presento: soy Carla estudiante de tercer curso de Lenguas Aplicadas en la UPF y me gustan los idiomas. En mi casa hablo castellano y catalán pero claro, como cuando me enfado suelo discutir en castellano, podríamos decir que mi lengua materna es el castellano y lo del catalán luego os lo cuento.

 Llevo toda mi vida estudiando inglés, desde los seis años, por lo que podríamos decir que es mi tercera lengua. Cuando llegué a primero de la ESO decidí estudiar italiano (¡Lo mejor que pude hacer!) lo estudié durante seis años y conseguí el nivel B1 en la EOI. He de decir que me siento muy orgullosa, éramos seis chicas en clase y al presentarnos al examen solo aprobamos dos, superando así a las empollonas de clase #Oléyoymiamiga

 Ah, y por aquella época también decidí comenzar alemán, como tenía tanto tiempo libre… #ironíamodoON iba al cole –sí, he dicho cole, entenderéis que no puedo llamar instituto al lugar en el que estudié desde los 6 hasta los 17 años y sí, 17 porque soy de octubre jeje– de 8:00 a 17:00, luego entrenaba a tenis y a balonmano, iba a clases extraescolares de inglés con mi profesora alemana y como me parecía poco decidí que Anne (la profe) también me enseñara alemán #porqueyolovalgo. Actualmente, mi nivel es un B1 (o eso me dijeron en el último examen que hice).

Hasta ahora contamos cinco idiomas, pero no me gustaría quedarme ahí, en un futuro me gustaría aprender Francés, aunque el Portugués también me hace gracia. (Le diré a mi compañera, la que se sienta a mi lado que me invite a Portugal este verano, a ver si así aprendo un poco). Pero vamos, que de momento es genial poder decir “Hola, soy Carla y estoy estudiando cinco idiomas” con esa sonrisilla de superioridad que nos sale a todos cuando nos sentimos “guays”. Pero no penséis que solo lo digo yo, a mi madre también le gusta presumir de hija.




Siendo una chica con tanto idioma a mi alrededor pensaréis que viene de familia… pues va a ser que no (a medias). Comencemos desde el principio: 
  -  Por parte de madre: mis bisabuelos, abuelos y tía son de Zamora, pero mi madre nació en Barcelona. [Castellano: 1 – Catalán: 0,5]                                   

  -  Por parte de padre: mis bisabuelos y mi abuela eran de Murcia; pero mi abuelo, mis tíos y mi padre son de Elda, un pueblo de Alicante castellanohablante en el que me he criado. [Castellano: 1 – Catalán: 0]

Castellano y más castellano por todas partes, yo solo estaba en contacto con el catalán en las vacaciones, cuando venía a visitar a mis primos aunque en el cole estudiábamos valenciano 2 horas por semana. Así que ya os podéis imaginar el mix de dialectos que tengo. Actualmente si me preguntan qué variante del catalán hablo no se responder. No hablo valenciano porque no uso su vocabulario, pero tampoco tengo acento barcelonés ¡qué dura es la vida!.

Actualmente, uso más de un idioma: 

 -  Castellano 
 -  Catalán 
 -  Una variante creada por mi que mezcla castellano con inglés y alguna palabra suelta en alemán, todo a la vez. 

 Ya os hablaré sobre este tema y lo irónica que llega a ser la vida en otro post. 

¡Nos vemos!